Skip To The Main Content

Migraña

Las cefaleas (dolores de cabeza) son frecuentes en el embarazo. La mayoría son dolores de cabeza tensionales o migrañas. La mayoría de los dolores de cabeza son esporádicos, pero existen otros que pueden ser más molestos o que pueden deberse a otras complicaciones. Es importante que las mujeres consulten a su médico respecto de los dolores de cabeza que experimenten antes, durante o después del embarazo.

¿Qué son las migrañas?

Se cree que los dolores de cabeza vasculares, un grupo que incluye la migraña, se deben a un funcionamiento anormal de los vasos sanguíneos o sistema vascular del cerebro. El segundo tipo más frecuente de dolor de cabeza vascular es la migraña. Las migrañas se caracterizan por lo siguiente:

  • Dolor agudo en uno o ambos lados de la cabeza

  • Náuseas, vómitos o ambos

  • Alteración de la vista y fotofobia

Las personas que padecen migrañas tienen, al parecer, vasos sanguíneos que reaccionan de forma exagerada ante diversos desencadenantes, entre los que se pueden incluir los siguientes:

  • El estrés y otras emociones

  • Trastornos biológicos y ambientales

  • Fatiga

  • Destellos o luces cegadoras

  • Las condiciones climáticas

  • Ciertos alimentos

¿Cuáles son los síntomas de la migraña?

Los dos tipos de migrañas más comunes son las migrañas clásicas y las migrañas comunes. A continuación, se enumeran los síntomas más comunes de este trastorno. Sin embargo, cada individuo puede experimentarlos de una forma diferente. Los síntomas pueden incluir:

  • Migraña clásica
    Es un tipo de migraña que supone la aparición de síntomas neurológicos, llamados aura (destellos de luz, rayas zigzagueantes o pérdida temporal de la visión) entre 10 y 30 minutos antes del ataque. Los ataques pueden durar uno o dos días. El dolor que se produce durante las migrañas clásicas se puede describir como:

    • Dolor intenso, pulsante o martilleante en la frente, la sien, el oído, la mandíbula o alrededor del ojo.

    • Dolor que empieza en un lado de la cabeza pero que puede extenderse al lado opuesto.

  • Migraña común
    Es un tipo de migraña que generalmente no va precedida de un aura, aunque pueden existir diversos tipos de síntomas antes de su aparición. El dolor durante la migraña común puede durar tres o cuatro días. Los síntomas pueden incluir:

    • Falta de lucidez mental

    • Cambios del estado de ánimo

    • Fatiga

    • Retención de líquidos no habitual

    • Diarrea y aumento del número de micciones

    • Náuseas y vómitos

Los síntomas de la migraña pueden parecerse a los de otras condiciones o problemas médicos. Consulte siempre a su médico para el diagnóstico.

¿Cómo afecta el embarazo a las migrañas?

Alrededor del 15 y el 20 por ciento de las mujeres embarazadas sufren de migrañas. Más de la mitad de las mujeres encuentran que sus migrañas son menos frecuentes en los dos últimos meses de embarazo. Sin embargo, las migrañas pueden empeorar luego del parto y durante el puerperio. A pesar de que las migrañas pueden causar dolores agudos a la madre, no existen peligros para el feto en desarrollo.

¿Cómo se manejan las migrañas durante el embarazo?

Si una mujer tiene antecedentes de migrañas, y no existen otros problemas de salud, las migrañas durante el embarazo no suelen ser un tema de preocupación. Sin embargo, si aparece por primera vez un dolor de cabeza parecido a la migraña durante el embarazo, es importante descartar cualquier otro tipo de trastorno que pueda ser peligroso, como hemorragia cerebral, meningitis (infección en los tejidos cerebrales) o tumores. Pueden necesitarse exámenes adicionales para determinar la causa del dolor de cabeza.

El tratamiento de la migraña en el embarazo puede incluir la relajación y tratamientos sin drogas como paños fríos, habitaciones oscuras y dormir. También es útil evitar los desencadenantes como ciertos alimentos y el estrés. Los medicamentos deben elegirse con sumo cuidado porque muchas drogas atraviesan la placenta y llegan al feto en desarrollo. Las pequeñas dosis de cafeína y acetaminofeno son en general seguras después del primer trimestre de embarazo. Sin embargo, sólo deben tomarse si así lo recomienda el médico. Las drogas antiinflamatorias no esteroideas en ocasiones se usan pero deberían evitarse en el tercer trimestre porque pueden tener efectos serios sobre el feto y el recién nacido. Siempre consulte a su médico para mayor información acerca del tratamiento para las migrañas durante el embarazo.

FYH

MetroWest Medical Center provides advanced medicine and personalized care, right here in your community.

Click here to read our Community Newsletter

vip-program

Become a VIP (Very Important Patient) and get free access to a trained Personal Health Guide.

Learn More

heartvascular

The Center for Heart & Vascular Services. At the forefront of heart and vascular disease for more than 25 years.

Learn More